Chaetosiphon fragaefolii

Pulgón de la fresa

Aspectos generales

El pulgón de la fresa, Chaetosiphon fragaefolii, tiene una distribución cosmopolita y es la plaga de pulgones más importante de las fresas. Puede causar daños directos al alimentarse y transmitir virus.

Ciclo de vida y aspecto del pulgón de la fresa

Los pulgones mudan cuatro veces antes de alcanzar la madurez. En cada muda pierden piel blanca, delatando así su presencia en el cultivo. La reproducción del pulgón de la fresa solo es por partenogénesis, con hembras vivíparas no fertilizadas que producen continuamente nuevas generaciones de hembras. Los pulgones de la fresa hibernan en forma partenogenética. No existe una fase sexual ni se ponen huevos. 

Las hembras adultas no aladas de Chaetosiphon fragaefolii son de un color blanco amarillento traslúcido a amarillo verdoso claro y tienen los rojos rojos. El cuerpo aparece cubierto por quetas capitadas visibles. Son unos pulgones relativamente pequeños y su cuerpo solo mide 0.9-1.1 mm de largo.  

Los huevos se alimentan sobre todo en el envés de las hojas jóvenes. En fresas al aire libre, los pulgones alados aparecen en mayo y junio; estos pulgones se dispersan a otras plantas y campos. Los pulgones alados vuelven a aparecer en octubre a diciembre.

Cómo erradicar el pulgón de la fresa